La anunciadora de la muerte: Santa Compaña


  • 0

    La Santa Compaña es en la mitología popular gallega una procesión de muertos o ánimas en pena que por la noche (a partir de las doce) recorren errantes los caminos de una parroquia. Su misión es visitar todas aquellas casas en las que en breve habrá una defunción. Esta procesión fantasmal forma dos hileras, van envueltas en sudarios y con los pies descalzos. Cada fantasma lleva una vela encendida y su paso deja un olor a cera en el aire. Al frente de esta compañía fantasmal se encuentra un espectro mayor llamado Estadea. La procesión va encabezada por un vivo (mortal) portando una cruz y un caldero de agua bendita seguido por las ánimas con velas encendidas, no siempre visibles, notándose su presencia en el olor a cera y el viento que se levanta a su paso.

    ->

    <-

    Esta persona viva que precede a la procesión puede ser hombre o mujer, dependiendo de si el patrón de la parroquia es un santo o una santa. También se cree que quien realiza esa "función" no recuerda durante el día lo ocurrido en el transcurso de la noche, únicamente se podrá reconocer a las personas penadas con este castigo por su extremada delgadez y palidez. Cada noche su luz será más intensa y cada día su palidez irá en aumento. No les permiten descansar ninguna noche, por lo que su salud se va debilitando hasta enfermar sin que nadie sepa las causas de tan misterioso mal. Condenados a vagar noche tras noche hasta que mueran u otro incauto sea sorprendido (al cual el que encabeza la procesión le deberá pasar la cruz que porta).
    Caminan emitiendo rezos (casi siempre un rosario) cánticos fúnebres y tocando una pequeña campanilla.
    A su paso, cesan previamente todos los ruidos de los animales en el bosque y se escuchan unas campanas. Los perros anuncian la llegada de la Santa Compaña aullando de forma desmedida, los gatos huyen despavoridos y realmente asustados.

    ->
    <-

    Protección contra la Santa Compaña

    El contar esta leyenda también supone contar el modo de protegerse contra esta procesión de no muertos; en el hipotético caso de que la compaña se presentara en presencia de alguien se debería llevar a cabo una serie de rituales para la protección que consistiría en:

    Abrir los brazos en cruz y pronunciar Jesucristo cuando te vayan a dar la cruz. Responder "Cruz ya tengo" cuando el vivo que lleve la cruz intente dar la cruz diciendo "te toca a ti" o "toma tú".
    Llevar los brazos cruzados. Llevar las dos manos ocupadas, con una piedra, un palo...
    Cuenta la leyenda que la Santa Compaña no tendrá el poder de capturar el alma del mortal que se cruza con ella si éste se halla en los peldaños de algún crucero de los situados en los cruces de caminos o si porta una cruz consigo y logra esgrimirla a tiempo. Dibujar con tiza un círculo en el suelo y meterse dentro mientras la Santa Compaña pasa.

    ->

    <-

    Espelusnantes testimonios

    -El doctor Pereira regresaba a casa al filo de las dos de la madrugada tras atender un parto difícil en una aldea vecina. Al doblar un recodo del camino se encontró con «La Compaña». Era un grupo de unas ocho tétricas figuras vestidas de blanco y cubiertas con sendas capuchas comandado por un pálido individuo que portaba una gran cruz de madera. La fantasmal comitiva se movía en el más absoluto silencio, mientras un fuerte olor a cera quemada lo inundaba todo. De repente, el grupo se detuvo frente a la casa de Manolo, el de la ferretería. El pánico dominó al doctor Pereira que salió disparado, como alma que lleva el diablo, para refugiarse en su vivienda, al otro lado del pueblo. Atrás quedaba el «mito imposible» que había visto con sus propios ojos: «La Santa Compaña». Cuatro días después Manolo el ferretero moría de un infarto en la tasca del pueblo...

    -Bruno Alabau, otro testigo de la insólita aparición, fue el más explícito, ya que pudo presenciar el fenómeno desde más cerca:_«Fue en marzo de 1982, en Gisamo (La Coruña). Yo era boy-scout y me encontraba con mis compañeros en una acampada de fin de semana. Después de la cena, ya era de noche, hicimos un «acecho», una especie de juego del escondite. Yo decidí rodear el campamento a través del bosque, así que me fui colina abajo y cuando estaba llegando al camino ví unas luces. Pensé que sería alguno de mis compañeros así que me escondí detrás de unos árboles con la idea de darles un susto, pero el asustado fui yo. No me preguntes qué era aquello. Eran siete «personas» en dos filas de tres y con uno de ellos delante, entre las dos filas. Todos vestían igual, una especie de túnicas terminadas en unos capuchones, como los de Semana Santa. El de delante llevaba una gran cruz que parecía hecha con dos maderas planas. Y los dos que le seguían, uno en cada fila, llevaban una gran vela cada uno. Los otros cuatro no llevaban nada. Me quedé allí, como paralizado, hasta que cruzaron frente a mí y se perdieron tras los árboles. Luego volví corriendo al campamento pero no conté nada a nadie; me tomarían por loco...».

    -Sofía R.Pérez, un ama de casa de 42 años, madre de cuatro hijos, conocida y respetada por todos los vecinos del pueblo. A pesar del tiempo transcurrido desde su experiencia, la recuerda perfectamente: «Yo tenía ocho años comenta cuando ocurrió. Mi madre y yo habíamos salido para visitar a una amiga y bajábamos por el camino de detrás de la casa, cerca del cementerio.
    No era muy tarde, pero como era invierno ya era de noche. Fue justo al llegar al cruce. Yo oí un ruido de pasos muy grande, como si se acercase mucha gente. Le pregunté a mamá si lo oía y dijo que sí. Entonces vimos que bajaba por la carretera una procesión, como de un entierro. Eran muchos, no sé el número, pero todos vestían igual. Llevaban una especie de túnicas negras que les cubrían todo el cuerpo, con una capucha también negra. Pasaron muy cerca de nosotros.
    Nos quedamos paralizadas. Yo era muy pequeña y no entendía muy bien qué era aquello, pero mi madre estaba aterrorizada, me apretaba muy fuerte contra ella, diciéndome que no hiciera ruido. Y cual fue nuestra sorpresa que al final de la fila de «La Compaña», vimos a una mujer; ¡A una vecina nuestra!.
    Era la «Tía Preciosa», una vecina que vivía unas casas más arriba de la nuestra. Yo la reconocí por su forma de andar, porque tenía un defecto en las piernas y luego la vimos muy claramente. Llevaba como un palo en la mano y una especie de «pedra» como un mármol, pero muy, muy brillante. Pasó a nuestro lado en silencio «como un ánima». Y se fue detrás de la Santa Compaña.
    No nos dio tiempo de preguntarle que hacía allí. Cuatro días después de pasar esto, «a tía Preciosa» moría. Estaba en la cocina y un rayo entró por la chimenea y la mató. Yo creo que aquello fue un aviso... todos avisamos antes de morir...».

    _http://www.turismoenxebre.com/2009/08/la-leyenda-de-la-santa-compana-en.html

    http://www.mundoparanormal.com/docs/fantasmas/santa_compana.html

    http://gl.wikipedia.org/wiki/Santa_Compa%C3%B1a_
    _



  • 1

    El Dpto. Ctrl +V aprueba este hilo.



  • 2

    @ElChino said:

    El Dpto. Ctrl +V aprueba este hilo.

    No se lo va a leer ni el tato :elrisas:



  • 3

    Yo lo dejé en Espelusnantes testimonios, no está mal recordarlo de cando en vez.



  • 4

    Me quedo con esta forma de protección :
    Llevar las dos manos ocupadas, con una piedra, un palo...



  • 5

    ¡Meiga! ¡A la hoguera con ella!



  • 6

    Pasame el guión para interpretar la peli :aplauso:
    Ni me lo he mirao, es lo de siempre, pero eso cun mouchos e bruxas sapos e curuxas nin te preocupes :qmeparto:



  • 7

    Estaba en la cocina y un rayo entró por la chimenea y la mató.

    xdddddddddddd



  • 8

    Enviado desde mi iPhone utilizando 4G.



  • 9

    Pues siempre es interesante leer cosas así. Son cosas que por ti mismo nunca buscarías, pero que si te las plantan delante, pues las lees y lo agradeces.

    P.D.: Y si, yo si me lo he leído.



  • 10

    @SgtBurden said:

    Yo lo dejé en Espelusnantes testimonios, no está mal recordarlo de cando en vez.

    +1

    Por cierto, me parece muy interesante la mitología que tenéis por el centro norte y noroeste de la península. Además, cuando recorres esos bosques húmedos que tenéis de carballos o de hayas, lo entiendes todo. Eso si, no me voy a vivir allí por el clima ni loco.



  • 11

    tenemos que crear un tema sobre desapariciones extrañas, espíritus y esas cosas



  • 12

    @padtrail said:

    Pues siempre es interesante leer cosas así. Son cosas que por ti mismo nunca buscarías, pero que si te las plantan delante, pues las lees y lo agradeces.

    P.D.: Y si, yo si me lo he leído.

    Pues tengo montones de hilos con curiosidades y otras cosas del estilo :mola:



  • 13

    pagan peaje?



  • 14

    @FEMadrileño said:

    pagan peaje?

    Cuando van Vijo.



  • 15

    Espelusnante post



  • 16

    Hola @mk_ultra, me gustaría comentarte algo... la verdad es que estoy muy pillado de ti desde hace meses, te miro por los pasillos de estrangis, me quedo hasta altas horas de la madrugada mirando tus fotos del Facebook (las 3 que tienes en público para los no amigos ya que me da vergüenza enviarte una solicitud de amistad y que veas que solo tengo 1-2 likes en mis fotos y suelen ser de mi madre y de mi tía Loli) me imagino un mundo ideal contigo viviendo juntos y paseando por prados verdes y campos de amapolas con mariposas purulando por nuestras cabezas... Me imagino un mundo de color y fantasía en el que tenemos hijos preciosos (se parecen a ti) y somos francamente felices y nos queremos y besamos a todo momento. Me ha costado comentarte esto pero definitivamente me he decidido a hablarte y decirtelo e decirte si te apetece salir conmigo a tomar algo, espero no incomodarte. Un saludo mi princesa, te quiero mucho.



  • 17

    @mk_ultra said:

    Cuando van Vijo.

    a. A AP9 É NOSA! SOCIALIZACION!



  • 18

    @ElChino said:

    Enviado desde mi iPhone utilizando 4G.

    osea hello? :roto2:



  • 19

    @Al-Shalami said:

    osea hello? :roto2:

    Estaba probando subir vídeos en tapatalk:roto2:



  • 20

    @FEMadrileño said:

    a. A AP9 É NOSA! SOCIALIZACION!

    :elrisas::elrisas::elrisas::elrisas::elrisas::elrisas:




Has perdido la conexión. Reconectando a Éxodo.