Carmen Fariña, la gallega que manda en los colegios de Nueva York


  • 0
    ->«Carmiña», la hija de dos emigrantes gallegos, es la hispana más influyente de Nueva York: dirige el gigantesco sistema de colegios públicos de la ciudad<-

    Carmen Fariña tenía once años cuando su padre la subió en un barco mercante en Nueva York, camino de Galicia. Iba sola. Era el viaje inverso que él había hecho unos años antes, exiliado de la Guerra Civil. Lo mismo hizo su mujer, a la que conoció en Brooklyn, donde parte de la comunidad española de la Gran Manzana encontró acomodo. Él era de Sada. Ella, de Vilaboa. Fariña entorna los ojos y los manda seis décadas atrás para recordar el nombre del navío: «el Habana», dice ensoñada, con un español de acento inclasificable, entre la ría de Betanzos y la desembocadura del Hudson. «Tardamos diez días en cruzar el océano».

    Su padre era un emigrante decidido a pelear por el futuro de sus hijos, pero que no permitía desconectarse del terruño. Con otros gallegos y asturianos, fundó una escuela, Juventudes Escolares, donde los hijos de la comunidad española surgida en los aledaños de Atlantic Avenue aprendía el idioma patrio por las noches, y donde se bailaba folclore gallego; también un equipo de fútbol, el Segura, que se enfrentaba a otros equipos de españoles de Manhattan, y a veces acaban a limpia bronca.

    En casa de los Fariña se hablaba español, se respiraba España. Se discutía la política y se abría la puerta a los recién llegados de Galicia con una maleta de cartón. Por eso acabó Carmen en un buque mercante camino de la tierra de su padre, donde pasó un verano con familiares a los que no conocía. Para entender de dónde venía. «Fue maravilloso. Esos tres meses forjaron el amor que tengo a España», asegura a sus 73 años.

    Resto de noticia y entrevista aquí



  • 1

    Gallega y se apellida Fariña, baia no me lo experava



  • 2

    Pillo sitio para leer mañana



  • 3

    @dehm dijo:

    ->«Carmiña», la hija de dos emigrantes gallegos, es la hispana más influyente de Nueva York: dirige el gigantesco sistema de colegios públicos de la ciudad<-


    Carmen Fariña tenía once años cuando su padre la subió en un barco mercante en Nueva York, camino de Galicia. Iba sola. Era el viaje inverso que él había hecho unos años antes, exiliado de la Guerra Civil. Lo mismo hizo su mujer, a la que conoció en Brooklyn, donde parte de la comunidad española de la Gran Manzana encontró acomodo. Él era de Sada. Ella, de Vilaboa. Fariña entorna los ojos y los manda seis décadas atrás para recordar el nombre del navío: «el Habana», dice ensoñada, con un español de acento inclasificable, entre la ría de Betanzos y la desembocadura del Hudson. «Tardamos diez días en cruzar el océano».
    Su padre era un emigrante decidido a pelear por el futuro de sus hijos, pero que no permitía desconectarse del terruño. Con otros gallegos y asturianos, fundó una escuela, Juventudes Escolares, donde los hijos de la comunidad española surgida en los aledaños de Atlantic Avenue aprendía el idioma patrio por las noches, y donde se bailaba folclore gallego; también un equipo de fútbol, el Segura, que se enfrentaba a otros equipos de españoles de Manhattan, y a veces acaban a limpia bronca.
    En casa de los Fariña se hablaba español, se respiraba España. Se discutía la política y se abría la puerta a los recién llegados de Galicia con una maleta de cartón. Por eso acabó Carmen en un buque mercante camino de la tierra de su padre, donde pasó un verano con familiares a los que no conocía. Para entender de dónde venía. «Fue maravilloso. Esos tres meses forjaron el amor que tengo a España», asegura a sus 73 años.
    Resto de noticia y entrevista aquí

    Historias que molan. Mañana me leeré la entrevista.



  • 4

    Es una crack



  • 5

    solo los tontos se quedaron en NY cuando murió Franco



  • 6

    Galegos polo mundo




Has perdido la conexión. Reconectando a Éxodo.